n. 4   octubre - diciembre 2005


F.X. Hariawan Adji, O. Carm.

Miembro profeso simple de la Provincia de Indonesia, miembro del equipo vocacional de la Provincia, profesor en lingüísticas con especialización en estadísticas para lingüísticas en la Universidad de Airlangga (Surabaya) desde 1992, capellán de la Organización Juvenil Católica; miembro de la ONG de la Provincia Indonesia con responsabilidad para publicar artículos sobre la ONG Carmelita dentro de la Familia Carmelita Indonesia.

¿Cómo llegaste a conocer la ONG Carmelita?

Supe sobre la ONG Carmelita por CITOC y por el artículo de la H. Jane Remson. Pero no le presté mucha atención porque los carmelitas de Indonesia no hablaban sobre ello. Se pensaba que era sólo un programa para los carmelitas internacionalmente y nosotros no éramos parte del mismo aquí en Indonesia. Después, el pasado febrero, se me habló de un encuentro en Cikanyere donde se dialogaría sobre la ONG Carmelita. Al ser yo aún un profeso simple no esperaba poder ir. Pero se me ofreció ir como traductor.

¿Cómo fue el encuentro en Cikanyere?

Realmente lo disfruté mucho y no sólo por las personas estupendas con que me encontré allí, sino también porque aprendí sobre la ONG Carmelita. Me di cuenta de que realmente sabía muy poco de ella.

¿Viste alguna relación entre lo que es la ONG Carmelita y los Carmelitas de Indonesia están haciendo?

Creo que la ONG Carmelita es muy importante para nuestra Orden. ¿Por qué? Porque puede ser uno de los lugares donde todos en la Orden podamos trabajar juntos para hacer un mundo mejor. Hay muchas personas que han estado trabajando en este campo pero por lo general trabajaban por su propia cuenta. Si podemos trabajar juntos – religiosos y laicos carmelitas- podemos fortalecernos. Desde luego nuestra espiritualidad influirá en el trabajo y en el mundo. Sé que no todos en la Orden apoyarían este programa pero eso no importa. La ONG Carmelita tiene que continuar sus esfuerzos.

Asististe a la Conferencia anual ONG/DPI en Nueva York. ¿Qué aprendiste de esa experiencia?

Había tenido noticia de la conferencia ONG/DPI cuando la H. Helen Ojario me mandó un email preguntándome si vendría a la ONU para la conferencia. Me sentí muy contento de tener esta oportunidad porque estoy realmente interesado en el tema de la conferencia – "Nuestro reto: Voces para la paz, asociación y renovación"- Necesitamos trabajar juntos, construir lazos y contactar para que todos los que tenemos el mismo ideal podamos trabajar en estrecha relación. La paz y la renovación son grandes empresas y soy nuestra responsabilidad.

¿A cuáles sesiones asististe?

Entré en cuatro sesiones plenarias. Creía que todas las sesiones eran buenas. Pero sobre todo me interesó la que estuvo enfocada en el Reto de Asociación y la Puesta en Práctica de los Objetivos del Milenio.

En la primera dialogamos sobre cómo trabajar juntos- mayores y jóvenes, mujeres y hombres, gobiernos y sociedades civiles, religiosos y no religiosos, países ricos y países pobres- Recuerdo lo que mis padres me decían cuando yo era pequeño. Decían: "Cada vez que sales al mundo has de estar en estrecha relación con los demás."

Asistí a los talleres y mesas redondas que había para hacer con educación, especialmente de los jóvenes, ya que trabajo con ellos en mis ministerios. Quiero que ellos participen en hacer el mundo pacífico.

El taller sobre el uso de las artes para construir la paz y transformar los conflictos fue muy interesante. Aprendí un nuevo instrumento, usando el arte, para hacer conocer a las personas los problemas mundiales.

La conferencia también da una oportunidad para contactar con grupos informalmente. ¿Pudiste hacer algo de eso?

Fui a un encuentro de oración interreligiosa y a uno de ecumenismo. En el encuentro de oración había personas del protestantismo, catolicismo, zoroitismo, budismo, hinduismo, shinto, confucianismo, islamismo y otras sectas. Hablamos juntos y prometimos trabajar en estrecha relación por la justicia y la paz. En el encuentro sobre ecumenismo hablamos sobre cómo crear un mundo justo y pacífico basado en el amor a Dios. Es imposible tener un mundo justo y pacífico sin el amor.

¿Cómo ves a la Orden y la ONG Carmelita trabajando juntas?

Creo que la ONG Carmelita es un buen instrumento para que la Orden realice su misión profética, especialmente en el campo de la justicia y la paz. La misión profética consta de dos elementos, uno interno y otro externo. El elemento interno es la vocación /llamada a servir a Dios a través de nuestros prójimos, mientras que el elemento externo es el reto de la situación de las personas. La ONG como institución es muy importante porque, a través de ella, los carmelitas, que son llamados a servir a Dios a través de sus prójimos, pueden apoyar el reto de hacer mejorar la situación de las personas. Con la ONG Carmelita nosotros, carmelitas, podríamos enfocar nuestro trabajo en dar testimonio ante la gente de que el Señor está con nosotros.


Verónica Treanor Heekin, T.O.Carm.

Casada, con dos niños. Miembro del Capítulo Edith Stein de la Tercera Orden en Middletown, Nueva York, desde octubre 2000. Fue Hermana de la Misericordia (Sister of Mercy) durante nueve años, trabajando tres años en el Central América. Tiene un máster en Antropología Cultural y defenderá su tesis doctoral el año próximo.

Conoció el Carmelo a la edad de 14 años leyendo "Historia de un alma" de Sta.Teresa de Lisieux. Volvió a conocerlo en 1982 cuando comenzó a asistir a los retiros en Carmel Retret (Retiro del Carmelo) en Mahwah, Nueva Jersey. Actualmente trabaja con los Catholic Relief Services (Servicios de asistencia católica) como personal o como consultora de ONGs cuya tarea principal es el desarrollo internacional. También se está formando en la sensibilidad de todas las culturas y publicaciones para corporaciones, organizaciones privadas e individuales.

Participó en las Conferencias anuales DPI/ONG de tres días de 2004 y 2005, celebradas en las Naciones Unidas en septiembre cada año.

¿Cómo fue su aprendizaje sobre la ONG Carmelita?

En el año 2003 oí que Carlos Mesters, O. Carm., cuyos escritos me gustan, estaría en un encuentro en St. Albert’s Priory (en Middletown, NY). Pregunté cuál era el tema que él iba a tratar y la Comisión de Justicia y Paz estaba tratando, entre otras cosas, sobre la nueva ONG Carmelita y su afiliación con la ONU.

¿Por qué asistió a la reciente Conferencia ONG/DPI en la ONU en Nueva York?

Ya que he trabajado para y con ONGs, tanto como personal de las mismas como consultora, por más de 25 años, pensé que podría ser de alguna ayuda a la comunidad si pudiera ser una representante para los Laicos Carmelitas en las Conferencias. El P. Brocard (Delegado Provincial SEL para los Laicos Carmelitas en ese tiempo) me dijo que escribiera a Carlos, lo cual hice, y él me respondió dándome el email de la Hermana Jane Remson. En el 2004 y 2005 las Hermanas Helen Ojario y Jane consiguieron solicitudes para mí y asistí a las Conferencias.

He hablado a nuestro Capítulo y puse alguna información en nuestro boletín informativo pero se ha de hacer más.

¿A cuáles conferencias asistió? ¿Cuál es su reacción ante ellas?

Asistí a las sesiones plenarias, a algunos talleres de mediodía y mesas redondas de mañana y tarde. La mesa redonda del viernes por la mañana a la que asistí tenía el título de "Erradicar la pobreza: oportunidad y sustento". Como sucede con la mayoría de las conferencias, los miembros de la mesa eran diversos, incluyendo a aquellos cuyo conocimiento de los pobres es puramente teórico y aquellos que trabajan directamente con ellos. De estos últimos los que tienen experiencia y mantienen el celo son los más eficaces.

¿Qué sacó de esa mesa redonda?

Un conferenciante de África que trabaja en el nivel base con los jóvenes, denominó a la fecha tope de los Objetivos de Desarrollo del Milenio 2015 como "disparate". Dijo que "los gobiernos están más comprometidos con la corrupción y la guerra que para dar de comer y educar a sus gentes." Fue más convincente para mí su conferencia que cualquiera de la de los otros tres días, porque cuanto más analizas la miríada de ‘factores’, dedicas dinero a proyectos o imprimes numerosos mapas de colores para seguir el progreso del objetivo, el hecho es que la corrupción es un gigantesco escollo en el camino para mejorar la vida de los pobres.

¿Qué pueden hacer los carmelitas con respecto a estos problemas ‘colosales’?

He estado implicada en ello durante años. Ayudar a los países en desarrollo es una gran empresa. Hay ONGs que realizan un tremendo trabajo pero aún así se ven bloqueadas cuando el dinero es desviado. Aquí es necesaria la oración. Mientras se trabaja en los proyectos de desarrollo internacional, es totalmente necesario que los laicos, los clérigos, las monjas y las hermanas estén comprometidos en concienciar a sus comunidades de la necesidad de hacer mucha oración de un modo específico para dar fin a la codicia y a la corrupción que mantiene en la pobreza y falta de educación a las personas y va a más.

De hecho muchos de los monasterios carmelitas de monjas de clausura ven su participación en la ONG Carmelita en el hecho de presentar a Dios algunos de los asuntos sobre los que tratamos como ONG. ¿Qué más ve usted que podríamos hacer nosotros como Familia Carmelita?

Si las personas del primer mundo necesitan un incentivo para hacer algo, la clave de la conferencia de Wahu Kiaara es un lugar para comenzar. Él dijo: "... 30.000 personas mueren al día...no es una estadística. Estos números son los rostros...de personas reales, mi familia, mis vecinos, mis amigos..." Si sus oyentes aún no se llenasen de compasión, lo siguiente podría hacer despertar en ellos suficiente temor para actuar: "...la real transformación...es en el nivel de los ciudadanos individuales en África. Las personas de África rechazan cada vez más la aceptación de una vida de esclavitud, pobreza e injusticia...nuestro mensaje es alto y claro: no más excusas, no más pobreza...No toleraremos la corrupción...no más de parte de nuestros líderes."

Hay tanta frialdad, papel y fingimiento en esta cosas internacionales que es refrescante encontrarse con personas que realmente están haciendo algo.

¿Cómo ve la ONG Carmelita que está al servicio de la Tercera Orden?

No. Lo que veo es que la Tercera Orden está al servicio de la ONG Carmelita. Se nos dice que somos verdaderos miembros de la Familia Carmelita. Siendo así, sentimos que debemos servir al pueblo de Dios al lado de nuestros clérigos y hermanos y hermanas religiosos. Nuestra nueva Regla, Vivir el camino carmelita, la Regla para la Tercera Orden del Carmelo, indica que los Laicos Carmelitas son llamados "a iluminar y ordenar las actividades del mundo" y "a transformar el mundo secular." (I,28). Se nos llama a "defender los derechos de los oprimidos" (I,35) y a "ser levadura en…las actividades temporales...participando en la vida pública en las diversas empresas sociales, económicas, legislativas, administrativas y culturales que cuyo sentido es promover el bien común." (I,46).


     
  Sitios web recomendados por la ONG Carmelita

Sitio web de la ONG Carmelita: carmelitas.info/ong

Reforma de la ONU: www.un.org/reform

Campaña Millennium: www.millenniumcampaign.org

La Cumbre Mundial 2005 - una vision de conjunto:
          www.un.org/ga/documents/overview2005summit.pdf

Informe de Cardoso sobre las relaciones de la ONU y Sociedad Civil:
          "Nosotros las personas: Sociedad civil, las Naciones Unidas y forma de
          gobierno global": Informe de la Millennium+5 NGO Network: No
          escatimaremos ningún esfuerzo

          www.ngocongo.org/ngomeet/millplusfive/M+5reportfull.pdf

Informe del Secretario General Kofi A. Annan: En más amplia libertad:
          www.un.org/largerfreedom

 
     


VOLVER A EL INDICE POR 2005  |  VOLVER A EL INDICE PARA ESTE NUMERO


INDICE DE LOS SITIOS WEB CARMELITAS

carmelites.info  |  carmelitas.info  |  carmelitani.info